» » LSD, consumo y efectos del Ácido

LSD, consumo y efectos del Ácido

DrogasPsicoactivas Alucinógenos No hay comentarios

El LSD o dietilamida de ácido lisérgico conocido comunmente como ácido, es una droga psicoactiva que se sintetiza a partir de la ergolina, un alcaloide que se extrae del cornezuelo del centeno, un hongo que suele infectar a esta planta.

LSD

Esta droga pertenece al grupo de las Triptaminas que son monoaminas alcaloides que regulan la acción de los neurotransmisores, cuyo desajuste da lugar a cambios temporales sobre la percepción de la realidad con efectos psicodélicos.

LSD, consumo y efectos del Ácido

El ácido es actualmente una de las drogas más potentes capaz en producir efectos psicoactivos con dosis más bajas que otras drogas, la dosis mínima para humanos está establecida entre los 20 -30 mg y sus efectos pueden durar entre ocho y diez horas cuando es consumido por vía oral.

LSD

La forma más común de consumir ácido es mediante papel secante o algún otro soporte de textura líquida, el cual debe romperse para dejar caer el ácido en el interior de la boca. Algunas personas también lo consumen introduciendo el líquido en el ojo dejando caer el ácido sobre él, produciendo en este caso un efecto mucho más rápido y dura mucho menos que mediante la ingestión de la droga.

Efectos psicoactivos del LSD

A diferencia de otras drogas, los efectos del LSD no tienen un patrón establecido en todas las personas, pues cada individuo puede manifestar sensaciones muy distintas respecto a los efectos psicodélicos que produce.

Efectos del LSD o Acido

Los efectos más comunes tras la administración de la droga son pupilas dilatadas y cambios en la percepción de la realidad que pueden manifestarse a través de estímulos visuales, táctiles o auditivos.

En cuanto al estado de ánimo, hay personas que perciben dichos estímulos como una experiencia positiva y señalan una intensa sensación de instrospección que les conlleva a entablar relaciones con los demás y preocuparse o reflexionar sobre temas anteriormente inexplorados o dolorosos.

Otras personas por el contrario, han manifestado tener experiencias negativas con el uso del LSD, lo que comúnmente se conoce como “mal viaje” y cuyos síntomas más habituales son la ansiedad, angustia, paranoia y depresión.

Algunos individuos han manifestado experimentar una sensación de “desdoblamiento” físico, lo que se conoce comúnmente como una “experiencia extrasensorial” y que consiste en la proyección subjetiva de observarse fuera del cuerpo físico.

Toxicidad del LSD

Los estudios científicos que se han realizado sobre esta sustancia apuntan a que en las dosis recomendadas no es tóxica ni produce dependencia, aunque sí tolerancia, lo que significa que el organismo se adapta rápidamente a la dosis de consumo administrada, siendo necesario aumentar la ingesta para continuar percibiendo los mismos efectos.

DrogasPsicoactivas

Portal informativo sobre sustancias psicotrópicas y adicciones. Tratamos todos los temas referentes a las drogas, legislación vigente, nuevas síntesis y tratamientos de deshabituación para drogodependientes.

Deja tu comentario

  • Los comentarios están moderados, no se permiten lenguaje ofensivo, escribir todo con mayúscula ni enlaces salientes

    Nombre:
    E-mail: